domingo, 7 de junio de 2015

LA ESTAFA DEL DINERO AL DESCUBIERTO

El sistema financiero actual es una auténtica estafa global basada en la generación de deuda para obtener dinero. Naciones e individuos quedan sometidos a la dictadura de la deuda sin ningún tipo de escapatoria, se está generando desempleo y crisis económicas de una manera artificial en lo que muchos expertos denominan “la crisis en la abundancia”. Nos han generado escasez y miseria en un entorno de abundancia esta es la consecuencia del sistema actual en el cual vivimos, un sistema usurocrático donde el trabajo no tienen ningún valor si lo comparamos con el dinero. Pero hablemos más en profundidad de esta gran estafa del dinero, todo el sistema financiero mundial esta cimentado en el llamado dinero/ deuda. Esto significa que el enriquecimiento de las élites se basa en la generación de cada vez más y más deuda sin ningún tipo de respaldo material, desde que fue abandonado el patrón oro por Estados Unidos allá en la década de los 70. Este dinero deuda somete a las naciones a los designios de una élite financiera dueña de los bancos centrales de prácticamente todos los países y también propietaria de las instituciones supranacionales financieras como el Banco Mundial, el FMI o el Banco de Pagos Internacional , instituciones que sirven para canalizar su poder financiero en todo el planeta. Esta élite puede emitir el dinero que le de la gana sin ningún tipo de respaldo material y sin el control de ninguna legislación nacional ya que el mismo sistema financiero les pertenece. Algo que los más profanos desconocen es que la entidad que emite hoy en exclusiva la divisa de referencia mundial, el dólar, pertenece a un reducido grupo de familias de banqueros, es decir la Reserva Federal de los Estados Unidos no pertenece al Gobierno de los Estados Unidos ni al pueblo estadounidense, pertenece a estas familias de las que hemos hablado en entradas anteriores, Rothschild, Morgan, Warburg, etc, etc. Estas familias a su vez controlan el BCE y el Banco de Inglaterra.
Este sistema económico del dinero basado en la creación de deuda, provoca que los gobiernos queden imposibilitados para emitir su propia moneda quedando ésta en manos de la alta banca privada. La cual no tiene que rendir cuentas ante nadie, ni ante ciudadanos ni ante gobiernos, solo rinden cuentas consigo mismos, esa es la realidad del sistema financiero usurocrático. El lector debe saber que el dinero en la actualidad se está generando de la nada, así de simple y así de vergonzoso. No importa la excelencia de un trabajador, la calidad de su labor o el sector donde opere. Realmente lo que hoy genera riqueza es el capital, la base monetaria que hoy está en manos de un grupo reducido de banqueros elitistas que llevan más de dos siglos apoderándose de la independencia de naciones y gobiernos. El proceso de la gran estafa del dinero es muy simple, primero el Estado que no puede emitir su propio dinero debe pedir prestado a la élite financiera propietaria de los bancos centrales e instituciones supranacionales, el dinero para afrontar los gastos públicos ya que la presión fiscal al ciudadano nunca será suficiente para afrontar dichos pagos, a no ser que subieran los salarios de manera muy elevada cosa que la élite no está dispuesta a permitirlo escudándose en teorías económicas y frases rimbombantes que nos avisan del “descalabro”que supondría para la economía de un país tal medida, cuando en realidad el único descalabro se lo llevarían ellos, muy interesados en controlar la prosperidad del pueblo para que no suponga una amenaza para su poder. Una vez el estado “pide prestado” es decir emite deuda pública, la banca privada le da ese dinero que tiene que devolver con intereses. Aquí está la base de la gran estafa, al ser el dinero y no el trabajo la base de la economía y el dinero estar en manos de esta élite financiera, provoca que las naciones estén sometidas a los designios de esta casta codiciosa indefinidamente. Para esta élite es mucho más fácil crear periodos cortos de bonanza económica, aumentando la emisión de dinero en circulación, para luego cerrar “ el grifo” del dinero y generar crisis que lo único que hacen es hacerles mucho más ricos ya que pueden incrementar el endeudamiento de naciones enteras haciéndolas más dóciles y serviles a sus designios.  Podemos decir sin temor a equivocarnos que los periodos de bonanza hacen más rica a la élite financiera y los periodos de crisis les hacen ganar más poder, más control efectivo sobre naciones y personas. Llevan haciéndolo 200 años y no van a parar, les va muy bien. El dinero que la banca privada da al Estado lo recibe de los bancos centrales que a su vez también compran deuda pública. Bancos centrales propiedad de estas familias y que emiten el dinero sin rendir cuentas a nadie y sin respaldo material de ningún tipo. Hablan de términos como “confianza”, “ producción nacional”, “balanza comercial”, “inflación”. Todo datos macroeconómicos perfectamente manipulables por las agencias financieras propiedad también de ellos mismos. Esta generación de dinero/deuda continúa su expansión también a pequeña escala, cuando el trabajador o el empresario cobra ese dinero deuda respaldado por humo y se dirige a su banco y lo deposita en su cuenta de ahorro. Pudiendo el banco volver a prestar ese dinero a otro individuo con el consiguiente cobro de intereses. Ese dinero prestado en el momento que se deposite en un banco podrá volver a ser prestado a otra persona, con lo cual se va inflando la bola de nieve del dinero/deuda hasta cotas estratosféricas.



IMG_8413bbb_1.jpg

En resumen el sistema financiero mundial está hoy basado en una realidad virtual, se emite un dinero ficticio que se genera a partir de la deuda, eso sí perfectamente controlado por la élite financiera. No hay que llevarse a engaño nos han repetido hasta la saciedad el mantra de que las crisis económicas son cíclicas, la realidad de los hechos es que las grandes crisis globales han sido provocadas por decisiones concretas y específicas de la élite financiera. Producidas a lo largo de los años para lograr más control, más poder sobre los recursos naturales y materiales y como no sobre los recursos humanos de nuestro planeta. Ellos son los que tienen el control de la emisión del dinero mundial, tienen el control de los mercados financieros, las instituciones económicas supranacionales y también el control de todos los bancos centrales del mundo directa o indirectamente. Resulta escalofriante pensarlo pero esta y no otra es la realidad del sistema opresor usurocrático en el cual vivimos. Con las grandes crisis económicas globales buscan la fagocitación de aquellos rivales más débiles, adquiriendo sus propiedades a precio de saldo. Buscan revueltas sociales que faciliten inestabilidades que propicien guerras, una manera de obtener dinero rápido para la élite mediante el endeudamiento de los Estados para afrontar los costes bélicos tanto materiales como humanos, también es por supuesto una manera de obtener más poder y control tanto sobre el vencedor como sobre el vencido. Otra utilidad de las crisis financieras es que allanan el camino y sirven como excusa para la constitución o el refuerzo de los organismos supranacionales dependientes de la élite financiera. FMI, Banco Mundial, OTAN, ONU, etc, etc, etc. En definitiva somos esclavos sin saberlo de un grupo de oligarcas propietario del sistema económico mundial.












No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.